PELÍCULAS SIN PENA NI GLORIA

TENIENTE CORRUPTO:

Un Harvey Keitel que no sabe llorar (son mas bien gemidos de lobo prolongados) interpreta a un borracho, mujeriego, drogadicto y, sobre todo, ludópata policía sin escrúpulos. Nuestro protagonista, de dignidad dudosa, llega en algunos momentos a causar repulsión. Me decepciona Harvey en un papel muy por debajo de sus posibilidades y en un film con algunos planos excesivamente largos que llegan a provocar aburrimiento.


Nota: 4,5

DE RATONES Y HOMBRES:

Magnifica actuación de John Malkovich en la que encarna a Lennie, un hombre con cierto retraso mental que viaja con su inseparable compañero George (Gary Sinise, más conocido como el Teniente Dan de "Forrest Gump"). Por lo que vemos, Sinise siente debilidad por los papeles en los que se hace de amigo de gente con problemas mentales y si sigue así terminará encasillándose. Una grata sorpresa que me regala la película fue reencontrarme con la siempre atractiva Sherilyn Fenn, más conocida como Audrey en su papel en “Twin Peaks”. El film en sí nos muestra cierta banalidad y simpleza a la hora de reflejar los temas que quiere tratar (la amistad, valores humanos, racismo…), no es que estén mal expresados, pero he notado un guión muy plano al que le hubiera venido mejor profundizar. El final es previsible pero no deja de impactar.


Nota: 5,7

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada